Todas las fotografías sin crédito específicio son de mi propiedad. Por favor no utilizar sin autorización. Gracias



Seguidores

jueves, 21 de febrero de 2013

La vajilla de la abuela


No se si es un tema de la edad
y del tomar conciencia de lo efímero de las cosas,
que hace poco empecé a usar toda esa vajilla y manteles
 de la abuela que uno guarda para las ocasiones especiales
 por temor a que se rompan.


Hace poco me convencí de que hay que usar y disfrutar
 todo aquello que está tan bien guardado
 y que fue pasando de generación en generación
simplemente porque nadie osaba tocarlo.


Claro que cuando finalmente algo se rompe,
 la serie de epítetos reproducidos me hacen pensar
 si no estaré equivocada
y si por culpa de mis arranques filosóficos
 no nos quedaremos en un par de años sin las "joyas de la abuela".


No se qué pensarán las generaciones futuras de mi legado



 pero prefiero no estar ahí para enterarme.

  Tips:
Una vez que el plato se rompió, me descargué y lo rompí mas chico.
Usé el "Pulpito" para pegar las piecitas.
A las 24hs le pasás pastina con una espátula y quitás el excedente con un trapo húmedo.

21 comentarios:

  1. Una manera preciosa de reciclar y de conservar un recuerdo, me encanta.
    Un besazo guapa.

    ResponderEliminar
  2. Si te sirve de algo te diré que no estás equivocada, no hay mejo disfrute para la memoria de tus antepasados que utilizar sus cosas.

    ResponderEliminar
  3. Bien por usar la vajilla tan bien guardada, y bien también por seguir dándole "otra vida" cuando se rompe.
    Muy lindo!
    Besos!

    ResponderEliminar
  4. Yo creo que esas cosas hay que usarlas. De nada sirve tenerlas escondidas atras de una vitrina o en un placard. Hay que disfrutarlas!
    Bien por ese reciclado que le hiciste!
    beso

    ResponderEliminar
  5. Disfruta en cada momento de las bellezas que tengas a tu lado, y los demás que piensen lo que quieran
    Bsos

    ResponderEliminar
  6. Yo lo uso todo. Creo que es la mejor forma de darles valor. Pero apareciendo la palabra 'filosóficos' no puedo dejar de decir algo más (¡compréndelo!). Mis alumnos del Grado de Restauración y Conservación de Bienes Culturales me han dicho que la corriente más predominante es aquella que entiende la restauración como la intervención del restaurador respetando cada una de las fases por las que ha pasado el objeto. Podríamos verlo como el enriquecimiento del objeto. En cada época se ha transformado, en cada época ha tenido un significado. ¿Por qué no seguir añadiendo significados? ¿Qué es el objeto mismo? Fue para tu abuela, ahora es para ti (en forma de trocitos que soportan un precioso cactus), y quizás sea otra cosa para alguien en el futuro .... En fin, no voy a seguir porque te aburriría. Por cierto. los trocitos de vajilla que ahora son parte de un macetero te quedaron geniales. Tu abuela estaría orgullosa.
    Muchos besos,

    ResponderEliminar
  7. COMO NO TIRO NADA Y TODO TIENE UNA SEGUNDA VIDA...
    ENCONTRE UN BLOG QUE TE PUEDE GUSTAR TIENE ALGO PARECIDO....
    escolhasaguiar.blogspot.com.es
    ME ENCANTO....ESPERO QUE TE GUSTE.
    CHAUCITO

    ResponderEliminar
  8. Ale el legado para la siguiente generación que herede tus cosas,va a depender de su visión personal...lo que si tendra claro es que tu no pasaras a la historia como "la que nunca rompio un plato"...por aquello de buscarle un significado espiritual...jejeje...
    Lo de usar las cosas me parece una idea estupenda...a pesar de correr el riesgo de que se rompan...es una forma de darles vida...
    y si se rompen, pues se pueden buscar alternativas tan ingeniosas como la tuya...
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  9. Pero que cosa mas bonita as hecho con el plato, que manera mas bonita que aun roto lo sigas conservando en tan esplendido macetero, bsss

    ResponderEliminar
  10. aleeee me copa como te quedo! una vez vi una mesa asi y me encanto!!!!! me gusta como queda todo lo que es vidrio, porcelana, etc pegado en este tipo de macetas o mesa!!! el otro dia en el gym de la esquina de casa, renovaron el vestuario y tiraron un millon de azulejos viejos.... si si, creeme que fui a jutnar para una mesa! jajajaja, besos

    ResponderEliminar
  11. genial el espíritu reciclador!
    Coincido en que las cosas hay que usarlas, al final, para qué las guardamos si no?

    Besos Ale! ♥

    ResponderEliminar
  12. Te quedó genial, yo lo tengo todo al uso pues si no no se disfrutan de las cosas.
    A tu abuela le habria encantado.
    Besitos guapa

    ResponderEliminar
  13. Coincido con vos. me encanta como te quedò la maceta.

    ResponderEliminar
  14. Creo que tienen valor para la primera generación que sigue, después no.
    Besosss

    ResponderEliminar
  15. Todo se transforma .. hasta un plato ... Me ha parecido una idea divina ... ¡¡¡ Mejor dicho!!! Unas ideas maravillosas ... Te felicito .. Besotes

    ResponderEliminar
  16. Genial Ale, por suerte no se me rompio ningun plato asi de lindo!!
    yo tambien pego azulejos con pulpito
    besos

    ResponderEliminar
  17. me encanta como quedó la maceta! y yo soy de las que piensan que hay que usar todo lo que tenemos y heredamos... y si se rompe, se puede transformar en algo tan lindo como lo que hiciste! beso

    ResponderEliminar
  18. Admito que cuando empecé a leer tuve la esperanza de encontrar la solución a cientos de platos que rompí ajjajajja Me gustó la idea. Besote!

    ResponderEliminar
  19. Hola Ale! mi abuela tenía un enorme vajillero repleto de juegos de té y platos divinos! que solo usaba en ocasiones especiales: cuando sus amigas venían a tomar el té, navidades y cumpleaños. Cuando desocupamos su casa me traje a la mia todo y ahora me da pena usarlo de diario jjaja repito la historia!
    besos!

    ResponderEliminar
  20. Qué genia! Tus ideas siempre me van... Un abrazo!!!

    ResponderEliminar